A partir del 14 de septiembre, si un comprador quiere devolverte un producto que despachaste en perfectas condiciones y tal como él lo pidió, no tendrás que pagar el costo de devolución.

Si el producto que entregaste al correo tiene un problema, te bonificaremos hasta un tercio del valor de la devolución.

¿Quieres saber más? Ingresa a nuestras preguntas frecuentes.