Máximo Bach Lead Regional de la categoría Hogar e Industria de Mercado Libre, hace un paneo por el panorama del diseño a nivel global, y baja los conceptos a tierra para aplicarlos en plataformas de venta online y detectar oportunidades.

¿Cuál es la tendencia global de venta en diseño y decoración?

Los compradores del mundo del diseño se animan cada vez más a adquirir productos online, por un tema de practicidad y comodidad. Es una tendencia mundial, muy asentada ya en Europa y Estados Unidos, donde se ven cada vez más compras de ticket alto. Hablamos de un comprador experimentado, que entiende de diseño e invierte en ello. Pero también es un comprador más exigente, más detallista. Busca que las publicaciones reflejen la calidad de diseño del producto.

¿Qué sugerís para atraer a estos compradores?

En principio, fotos de alta calidad, impecables. Desde Mercado Libre siempre recomendamos que la foto de portada sea el producto con fondo blanco, porque está probado que el consumidor clickea más en esos casos. Para la segunda foto, ya sugiero que sea ambientada: mostrar el producto en contexto, de una forma visualmente atractiva, para que el cliente se lo imagine en su casa. Mirar referencias en Pinterest es una forma sencilla y gratuita de inspirarse y tomar ideas para presentar los objetos en un contexto cautivador.
Prestar atención a las fotos: priorizar calidad, fondo blanco para la portada y ambientaciones atractivas adentro.

¿Y desde el texto?

Cuanto más detallada sea la descripción, mejor. De más está decir que los datos genéricos como las medidas tienen que estar, pero es muy importante que en ese espacio se muestre el diferencial de calidad o de diseño de ese producto: si es de madera maciza, si tiene doble laquedo, tal o cual género. En el caso del título, lo más efectivo siempre es ponerse en el lugar del comprador, pensar “¿cómo buscaría yo esta mesa?”. Evitar poner el nombre del modelo (salvo que sea un diseño muy conocido), y centrarse en los materiales.

En términos de estilo ¿cuáles son las constantes y novedades?

El mundo del diseño es amplísimo, pero a modo de guía, delinearía a grandes rasgos seis tendencias que además de ser furor, presentan oportunidades y nichos de productos con alta demanda.

Paleta de color

“Este año se buscaron mucho el amarillo y los tonos de gris, y son tendencias que se van a mantener”, explica Bach. “Hubo también mucha presencia del verde, que tiene que ver con una búsqueda por replicar los colores de la naturaleza adentro de casa. En esa línea, para el año que viene se está viendo mucho la paleta de tonos tierra. Atención también al rosa viejo, que pisa fuerte en las ferias de diseño”.

Interiores botánicos

Antes lo tildábamos de cosa de abuelas, pero hoy tener plantas adentro de casa es un boom, y llegó para quedarse. Plantas tropicales, helechos duros, suculentas gigantes: la onda verde abarca todos los gustos, al igual que los soportes para exhibirlas: macetas de diseño en cemento, cerámica o madera, herbarios, macetas colgantes, cubre macetas de papel o mimbre y soportes con patas, para jugar con la altura están entre los más buscados. Además, la tendencia se extiende a otros formatos: los estampados botánicos son el último clamor de la moda, y se lucen en empapelados, géneros, cuadros y elementos de papelería.
Tendencias con potencial: plantas de interior y sus accesorios, estampados botánicos, objetos de cocina con diseño atractivo, mobiliario modular y organizadores novedosos.

Diseño en la cocina

La cocina dejó de ser un espacio escindido: hoy, tenerla abierta de cara al living es más la norma que la excepción, y los estantes a la vista empezaron a reemplazar a las alacenas cerradas. ¿Qué significa esto? Los elementos y utensilios de cocina pasaron de ser meramente utilitarios a exhibirse como auténticos objetos de diseño: vajilla con distintivo propio, ollas y sartenes con colores o tramas originales y electrodomésticos con diseños y tonos novedosos son nichos en constante crecimiento.

Cuestión de estilos

El estilo escandinavo, que supo ser furor, sigue en plena vigencia. La madera clara (de petiribí y similar), también sigue firme, pero hay una renovada inclinación hacia tonos más oscuros, sobre todo en muebles. Pero lo que se ve cada vez más son armados eclécticos, que mezclan elementos de distintas procedencias y suman colores, para un resultado original. ¿Una sugerencia? Si vamos a mostrar un sillón antiguo, por ejemplo, presentarlo en un armado con elementos actuales suma para ampliar el panorama.

Mobiliario versátil

En la era millenial, la idea del “para toda la vida” pierde adeptos. Los trabajos, las parejas, la casa: todo está sujeto a cambio. Los hogares dejaron de ser espacios estancos, y el consumidor global apunta a la versatilidad: ambientes dinámicos que sirven tanto para trabajar como para recibir amigos, y muebles que no queden de clavo en caso de mudanza. Muebles, estanterías y sobre todo sillones modulares pican en punta.

El orden

En épocas de agendas caóticas, hay una inclinación creciente hacia ordenar las cosas en casa. Hay una demanda cada vez más grande de organizadores: desde cajas y canastos grandes hasta pequeños contenedores de acrílico o pvc, apilables y funcionales para poner orden en los cajones o bien exhibir sobre el escritorio. La misma suerte corre el mundillo del ‘tupper’: hay público para versiones novedosas y más prácticas. Todo siempre y cuando el diseño sea impecable, por supuesto.


Seguir consejos para sobresalir

Seguir recorriendo el Centro de vendedores

trama cierre


¿Te sirvió esta nota? ¡Compartila ahora!